Buscar

Guías especializadas para el manejo del paciente durante la pandemia de coronavirus

Guía clínica para la atención perioperatoria de personas con fracturas por fragilidad durante la pandemia del virus de la coronavirus.

Versión del 25 de marzo de 2020.

"Y no hay más cirujanos, urólogos, ortopedistas, solo somos médicos que de repente formamos parte de un solo equipo para enfrentar este tsunami que nos ha abrumado" Dr. Daniele Macchine, Bérgamo, Italia, 9 de marzo de 2020.

Como médicos, todos tenemos responsabilidades generales en relación con la pandemia de coronavirus, y para estos debemos buscar y actuar de acuerdo con las pautas nacionales y locales. También tenemos la responsabilidad específica de garantizar que la atención de traumas esenciales continúe con la carga mínima para el National Health Service - NHS es la entidad de prestaciones sanitarias públicas del Reino Unido.

Debemos involucrarnos con la gerencia y los equipos clínicos que planean la respuesta local en nuestros hospitales. También es posible que necesitemos trabajar fuera de nuestras áreas específicas de capacitación y experiencia, y el Consejo Médico General ya ha indicado su apoyo para esto en las circunstancias excepcionales que podemos enfrentar.

Los servicios de fractura de cadera y fragilidad, pueden no parecer estar en primera línea con el coronavirus, pero tenemos un papel clave que desempeñar y esto debe planificarse.

La atención rápida y de alta calidad de todas las personas con fractura de cadera y fragilidad es un componente clave para ayudar a los resultados de los pacientes y la ocupación durante la pandemia de coronavirus.

Las personas que son asintomáticas, que no se autoaislan o que no han tenido contacto con un individuo con coronavirus positivo deben ser tratadas de acuerdo con la práctica normal.

Optimizar el uso de recursos

Estas pautas son para ayudar en el manejo operativo de las fracturas en pacientes con fragilidad, una vez que se ha tomado la decisión de operar. Esta decisión debe considerarse tanto en el mejor interés de los pacientes individuales como en el uso del conocimiento actualizado de los recursos disponibles localmente, tanto físicos como personales. A medida que disminuyen los recursos, es vital que estas sean decisiones informadas tomadas a un nivel superior. Para permitir esto, recomendamos reuniones regulares de tomadores de decisiones de cirugía, ortogeriatría y anestesia para determinar las prioridades de las listas de atención.

Las decisiones clínicas durante un incidente grave deben tener en cuenta la facilidad disponible para el paciente actual y también el impacto que esto puede tener en toda la comunidad:

· La atención no quirúrgica de algunas fracturas por fragilidad puede reducir la carga hospitalaria y operativa sobre el NHS.

· También protegerá al individuo de una exposición más prolongada en un hospital

· Liberará camas para casos más urgentes.

El equipo, idealmente con el aporte de un ortogeriatra u otro médico, debe aclarar el estado actual del coronavirus de cada paciente para que se enumere como "tratar el coronavirus" o "tratar como no coronavirus". Este es un juicio clínico basado en las pautas actuales de Salud Pública de Inglaterra y en el entendimiento de que los pacientes mayores pueden no presentar síntomas típicos de coronavirus. Este juicio no debe retrasarse esperando los resultados de la prueba de coronavirus. La justificación de estas decisiones debe ser clara y documentada.

La siguiente es una guía para las personas clasificadas como sospechosas de coronavirus o que han probado positivamente el coronavirus según la guía actual de PHE.

Presentación

• Es probable que la cirugía de fractura de cadera sea una de las operaciones principales más comunes realizadas durante la pandemia de coronavirus y se use como ejemplo en estas guías, pero los principios deben aplicarse según corresponda a otras lesiones.

• La mayoría de las fracturas de cadera ocurren en el hogar, y la política de aislamiento social no las impedirá. No se anticipa una reducción significativa en la incidencia de fractura de cadera.

• La presentación tardía puede volverse más común.

Principios generales

• La mayoría de las personas con coronavirus sobrevivirán, incluso aquellas con fragilidad. Los riesgos después de una fractura por fragilidad aumentan, pero la cirugía temprana es humana, facilita el cuidado de enfermería y reduce el impacto general en los servicios de salud y asistencia social.

• Los límites máximos del tratamiento deben discutirse y documentarse antes de la operación.

• Procure atención quirúrgica y anestésica pronta (Tiempo menor a 24 horas), siempre que sea posible. Esto puede ayudar a reducir la duración de la estadía.

• No espere los resultados de los hisopos de coronavirus para tomar una decisión sobre el manejo.

• La infección confirmada o sospechada de coronavirus no es una razón para retrasar o cancelar la cirugía.

• Siga las pautas de la Asociación de Anestesistas sobre las razones para posponer y optimizar la cirugía de fractura de cadera.

• Los servicios de rehabilitación pueden ser limitados, pero se debe apoyar el alta temprana si es posible.

• Hay poca evidencia buena para apoyar directamente cualquier recomendación; los anestesistas, cirujanos y ortopedistas deberán tomar decisiones individuales basadas en casos. Elecciones anestésicas

Anestesia regional

• Se deben ofrecer bloques regionales a todos los pacientes relevantes. Esto puede ayudar a reducir los requisitos de opioides y la carga de trabajo para el personal.

• Use anestesia regional o espinal si es posible. Esto puede beneficiar al paciente, tener un impacto positivo en el quirófano y reducir el riesgo de generación de aerosol.

• Acepte una SpO2 más baja si esto evita la necesidad de anestesia general.

• Los anestesistas y asistentes deben usar máscaras quirúrgicas resistentes a los fluidos correctamente aplicadas durante la colocación de los bloques regionales o espinales, de acuerdo con las pautas actuales de EPP de Public Health England para procedimientos que no generan aerosoles.

• Minimice cualquier sedación coadministrada con anestesia espinal o regional para evitar cualquier compromiso respiratorio adicional. al nivel de oxígeno del paciente requerido.

Requisitos de oxígeno: dispositivo de administración de mascarilla y/u oxígeno en el paciente

· Ninguno Mascarilla quirúrgica para reducir la propagación de gotas.

· Cánulas nasales mínimas a bajo flujo y mascarilla quirúrgica.

· Mascarilla alta sin respiración.

Anestesia general

• Si no es posible la anestesia regional o espinal, la elección de la vía aérea para la anestesia general (tubo supraglótico versus tubo traqueal) debe guiarse por un proceso clínico estándar de toma de decisiones, con la consideración adicional de limitar la generación de aerosol. Siga el plan de coronavirus GA de su hospital y la orientación nacional.

Consideraciones quirúrgicas

• Minimice el tiempo operatorio y la pérdida de sangre:

Para fracturas de cadera:

- Realice una hemiartroplastia cementada en lugar de un reemplazo total de cadera para fracturas intracapsulares.

- Utilice la fijación deslizante con tornillo de cadera para fracturas trocantéreas en lugar de clavos IM siempre que sea posible.

Teatros operando

• PHE recomienda que la ventilación tanto en el flujo laminar como en los teatros ventilados convencionalmente permanezca completamente encendida durante los procedimientos quirúrgicos en los que los pacientes pueden tener infección por COVID-19. • El aire que pasa de los quirófanos a las áreas adyacentes se diluirá mucho y no se considera que sea un riesgo. 5PPE para el personal que maneja pacientes sometidos a cirugía y que reciben anestesia regional, espinal o general

• Casi toda cirugía de fractura por fragilidad requiere un elemento de perforación ósea y generación de aerosol, y debe seguir las pautas de EPP de Public Health England para los procedimientos de generación de aerosol.

Se acumularán pruebas y experiencia, y actualizaremos esta guía si hay desarrollos significativos.

17 vistas

Síguenos

  • Facebook
  • Instagram
  • Twitter
  • Linkedin

​©ACOMM 2019